Oración para pedir por nuestra comunidad

Oraciones Cristianas

Llénate del amor de DIOS

Palabras que Fortalecen​​​​​​

Dios misericordioso, elevo esta oración por la paz en mi comunidad este y todos los días.


Te pido fielmente que permitas traer la tranquilidad y seguridad a nuestras calles y ciudades para que mis vecinos y mi propia familia puedan vivir en armonía y paz, alejando cualquier mal que pueda atormentarnos como delincuencia, drogas, alcohol, violencia, asechadores, violadores, malas influencias para nuestros hijos, vecinos molestos, y cualquier persona o situación que pueda perturbar el ritmo normal de nuestras vidas y pueda generar tensión.


Padre Todopoderoso, como buen hijo me comprometo a trabajar en amor por defender la ley y la justicia, la armonía, la comodidad y el apoyo a los que sufren.


Para que junto a mis vecinos pueda convivir como una gran familia, bajo tu amor, bendición y santa protección. En tu misericordia, escucha mis oraciones.


Amén.

Oración por la comunidad


Querido Dios, te pido que hagas de mi comunidad un ambiente abierto, confiado y pacífico llenos de tu gozo, del gozo del Espíritu Santo. Pido por mis vecinos, para que sean personas entusiastas, amables, alegres y llenos de tu amor, que no sientan temor ante las tensiones ni se ahoguen en los conflictos, sino que aprendan a solucionar y perdonar cualquier ofensa con tu fuerza renovadora.


Padre, inunda a mis vecinos con humildad, paciencia, amor y buen humor, para que puedan superar las situaciones difíciles y sonreír a la vida. A regalar amor a los suyos y esparcirlas por todas nuestras calles. te lo pido de corazón,


Amén.

oración del día

Oración de Sanación

Querido Dios, Tú eres juez justo, santo y verdadero. Tú eres el Dios de las Alturas, nos has dado la vida y tienes todo el poder...

Oración en contra del Coronavirus

 leer

Oración para cuando te sientas solo

Amado Jesús, sufro la soledad y siento que ya no puedo hacerle frente a la vida. El mundo se ha vuelto una simple rutina, causándome frustración. Muéstrame otro camino...